Cheesecake sin horno de vainilla, nocilla y oreo

CategoríaDificultadPrincipiante

Hola otra vez! Seguimos con las recetas de verano y aquí os traigo una de las recetas más fáciles del blog y una de las más buenas. Se trata de una cheesecake con dos sabores distintos!! La capa de abajo es de nocilla y chocolate y la de arriba es de vainilla. La tarta tiene gelatina para que gelifique en el congelador o en la nevera por lo tanto no se hace con horno. Además en la parte de abajo tiene galleta oreo que le gusta a todo el mundo. Que más se puede pedir en un día de verano que esta tarta!! Después de tantos días de verano en la playa os traigo esta tarta que quiero que la hagáis y me mandéis fotos y me contéis que os ha parecido. Para la tarta hay que utilizar un molde de 20 cm y hay que cubrirla con papel de acetato para que los bordes nos queden rectos. Se puede encontrar en cualquier tienda de repostería o en una papelería. Si no encontráis, podéis poner papel de horno que es más fácil de encontrar en cualquier supermercado.

PREPARACIÓN30 minsTIEMPO COCINADO6 hrsTIEMPO TOTAL6 hrs 30 mins

Para la base de oreo:
 50 g nocilla
 50 g mantequilla
 225 g oreo
Para el relleno de queso y nocilla:
 10 g gelatina en polvo
 5 cdas de agua
 4 huevos
 60 g azúcar
 600 g queso crema
 160 g nocilla
 80 g chocolate negro
 400 ml nata montada 35% MG
 40 g azúcar
 1 cdta de extracto de vainilla
Para decorar:
 Sprinkels de chocolate

Para la base de oreo:
1

Derretimos la mantequilla y la nocilla en el microondas poco a poco hasta que se derrita.

2

Trituramos las oreo en una batidora o las ponemos en una bolsa zip, cerramos y le damos golpes con el rodillo hasta que se queden polvo.

3

Añadimos a las galletas la mezcla de mantequilla derretida y nocilla y mezclamos. Lo ponemos en el molde y lo vamos repartiendo y aplastando con un vaso.

Para el relleno de nocilla y queso:
4

Ponemos la gelatina en un vaso y le añadimos el agua fría para que se hidrate. Dejamos reposar.

5

Ponemos al baño María los 4 huevos con los 60 g de azúcar. (IMPORTANTE que el agua no toque el bol para que los huevos no cuajen). Lo mezclamos hasta que tripliquen su volumen. Yo os recomiendo hacerlo con unas varillas eléctricas pero si no tenéis lo podéis hacer a mano perfectamente.

6

Cuando lo tenemos, le añadimos el queso y la gelatina derretida en el microondas 15 seg. Mezclamos y dividimos la mezcla en dos cuencos.

7

Para la cheesecake de nocilla, derretimos la nocilla con el chocolate negro en el microondas. Dejamos que se temple un poco y se la añadimos a una de las dos mezclamos. Le añadimos la mitad de la nata montada y ponemos la mezcla en el molde. Lo metemos en el congelador 10 minutos.

8

Para la cheesecake de vainilla, añadimos a la otra mezcla los 40 g de azúcar y la vainilla. Añadimos la otra parte de nata montada y la ponemos encima la cheesecake de chocolate con cuidado que no se mezcle.

9

Congelamos toda la noche.

10

Una vez congelada, la desmoldamos y la decoramos con sprinkles y oreos.

Ingredientes

Para la base de oreo:
 50 g nocilla
 50 g mantequilla
 225 g oreo
Para el relleno de queso y nocilla:
 10 g gelatina en polvo
 5 cdas de agua
 4 huevos
 60 g azúcar
 600 g queso crema
 160 g nocilla
 80 g chocolate negro
 400 ml nata montada 35% MG
 40 g azúcar
 1 cdta de extracto de vainilla
Para decorar:
 Sprinkels de chocolate

Pasos

Para la base de oreo:
1

Derretimos la mantequilla y la nocilla en el microondas poco a poco hasta que se derrita.

2

Trituramos las oreo en una batidora o las ponemos en una bolsa zip, cerramos y le damos golpes con el rodillo hasta que se queden polvo.

3

Añadimos a las galletas la mezcla de mantequilla derretida y nocilla y mezclamos. Lo ponemos en el molde y lo vamos repartiendo y aplastando con un vaso.

Para el relleno de nocilla y queso:
4

Ponemos la gelatina en un vaso y le añadimos el agua fría para que se hidrate. Dejamos reposar.

5

Ponemos al baño María los 4 huevos con los 60 g de azúcar. (IMPORTANTE que el agua no toque el bol para que los huevos no cuajen). Lo mezclamos hasta que tripliquen su volumen. Yo os recomiendo hacerlo con unas varillas eléctricas pero si no tenéis lo podéis hacer a mano perfectamente.

6

Cuando lo tenemos, le añadimos el queso y la gelatina derretida en el microondas 15 seg. Mezclamos y dividimos la mezcla en dos cuencos.

7

Para la cheesecake de nocilla, derretimos la nocilla con el chocolate negro en el microondas. Dejamos que se temple un poco y se la añadimos a una de las dos mezclamos. Le añadimos la mitad de la nata montada y ponemos la mezcla en el molde. Lo metemos en el congelador 10 minutos.

8

Para la cheesecake de vainilla, añadimos a la otra mezcla los 40 g de azúcar y la vainilla. Añadimos la otra parte de nata montada y la ponemos encima la cheesecake de chocolate con cuidado que no se mezcle.

9

Congelamos toda la noche.

10

Una vez congelada, la desmoldamos y la decoramos con sprinkles y oreos.

Cheesecake sin horno de vainilla, nocilla y oreo
(Visitado 8 vez, 1 visitas hoy)

Comenta¡

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *